-    Escrito por rocio

Paso a paso: Cómo utilizar los correctores

Para un buen maquillaje y un buen tono de piel hay que comenzar por aplicar los correctores. Éstos pueden usarse antes de la base de maquillaje (prebases) o después de ella: aplicados antes, conseguirás disimular manchas o imperfecciones y usados después, darás luminosidad o por el contrario hundirás o falsearás. Aunque como ya sabes hay varios tipos de correctores (cremosos, líquidos, en polvo, lápices, etc), nos concentraremos en los líquidos y los de textura cremosa que son los que valen como comodín para casi todo tipo de pieles.

Ojeras

Empezaremos cubriéndolas con el tono más adecuado al color de tus ojeras. Recuerda: si son muy claras o casi inexistentes, corrector de tono claro; si son azuladas, elegirás un tono salmón o anaranjado y si son muy oscuras o negras, usa un tono amarillento.

Aplícalo con un pincel, y si careces de él, puedes hacerlo con el dedo.